jueves, 1 de diciembre de 2016

Chutney de tomate

Alguna vez habéis probado un chutney?

Es una auténtica explosión de sabor!!!! 

Su sabor agridulce y especiado hace que se te despierten todas las papilas gustativas.

Es de origen indio. Se podría decir que está entre la mermelada y el encurtido aunque la primera diferencia entre un chutney y un encurtido es su tiempo de cocción, ya que los chutney requieren de una larga y lenta cocción. 

Son geniales para acompañar carnes asadas o de caza, se combina genial con los quesos especialmente los chutneys más dulces y ni que decir tiene que está buenísimo tan solo acompañado con unas simples galletitas saladas.

Nos ponemos el delantal?

Son muchos ingredientes, pero no te asustes ya que su preparación es muy muy sencilla.

Ingredientes:
1kg de tomates maduros
330g de azúcar
120g de azúcar moreno
1 cebolla cortada en trocitos muy pequeños
1 cucharadita de sal
1 dientes de ajo rallado
3 guindillas cayena
1 cucharada de jengibre
140ml de vinagre blanco
100ml de vinagre balsámico
1/2 cucharada de semillas de comino
1/2 cucharadita de cilantro
½ cucharadita de albahaca  
1 cucharadita de cúrcuma
1 cucharada de aceite de oliva  

Limpiamos los tomates, quitamos los tallos y hacemos una cruz con un cuchillo afilado en el culo de ellos.
Ponemos una olla con agua al fuego y la hacemos hervir. Una vez comience a hervir metemos dentro los tomates y los dejamos cinco minutos. Mientras, llenamos un bol de agua fría y le ponemos unos cubitos de hielo. Pasados los cinco minutos pasamos los tomates del agua hirviendo al bol con los cubitos de hielo. Con esto conseguiremos que los tomates se pelen prácticamente solos, tan solo tendremos que tirar de la piel.
Cortamos los tomates en trozos medianos y los colocamos en una cacerola.
Añadimos el resto de ingredientes en la cacerola con los tomates y desmenuzamos  la cayena. Mezclamos bien y llevamos a ebullición. Bajamos el fuego prácticamente al mínimo.
Mantendremos en el fuego, moviéndolo de vez en cuando, unas tres horas o hasta que reduzca y quede como una mermelada. 

Nota: El tiempo de cocción dependerá de la cantidad de agua que contengan los tomates.
Lo dulce, salado o especiado dependerá mucho del gusto de cada uno ya que lo podremos ir corrigiendo mientras se cocina.  
Aguanta muy bien en el frigo cuatro o cinco días. Pero podemos conservarlo en tarros de cristal envasándolo en los tarros bien limpios cuando los retiramos del fuego, tapamos y ponemos boca abajo. El calor del chutney creará el vacío en el tarro por lo que se conservará perfectamente durante mucho tiempo.



Y esto es todo! Veis como era muy fácil de preparar?

Animaos a prepararlo os aseguro que os sorprenderá su intenso sabor!

Mil besos a todos! Nos vemos en la próxima entrada! Muuuuak

3 comentarios:

  1. Nunca he probado chutney de tomate pero seguro que se queda muy rico!
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Toñi tienen una pinta espectacular ¡me ha encantado este chutney!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  3. Hola Toñi, que delicia has preparado,nuca lo he probado pero seguro que esta riquisimo, me quedo tu receta cuando la haga ya te contare. Besosss

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...