jueves, 25 de mayo de 2017

Muffins ingleses




Bueno… por fin por aquí!

Recordáis que hace unas de semanas os traía unos huevos a labenedictina?

Os prometí que para la semana siguiente os traería la receta de los muffins ingleses pero he estado liada de más y el tiempo no da más de sí. 

Así que ahora que tengo un hueco aprovecho y comparto con vosotros una receta que me ha sorprendido, que está buenísima y que se prepara en un ratito.

Son unos panecillos muy esponjosos, se les conoce también como hot muffin o breakfast muffin, normalmente se toman en el desayuno o en el té abiertos por la mitad, tostados, untados con mantequilla y con una buena capa de mermelada o para un desayuno redondo con unos huevos a la benedictina! Aunque también se pueden tomar con una gran variedad de rellenos y así prepararnos unos bocatas de lujo para la cena!

La receta es una adaptación de la de Silvana Cocina, os dejo aquí el enlace a su canal.




Nos ponemos el delantal?

Venga, apuntad
  
Ingredientes:
500g de harina
125ml de leche tibia
250ml de agua tibia
25g de azúcar
5g de sal
1 cucharadita de levadura liofilizada
80g de mantequilla sin sal

Simplemente tenemos que poner todos los ingredientes en el bol de la amasadora y con el gancho amasarlos unos 5 minutos hasta obtener una masa suave y que no se pegue a las paredes. Si no tienes amasadora no te preocupes, también puedes hacerlo a mano, simplemente mezcla todos los ingredientes en un bol y con la ayuda de una cuchara o tu propia mano hasta conseguir una bola, después amasa unos 15 minutos hasta conseguir que la masa quede suave y ya no se pegue a la mesa.
Tapa con film en bol y deja reposar hasta que la masa duplique su tamaño. Si quieres acortar el tiempo de levado mete el bol tapado con film en el horno y enciéndelo a unos 40-45 grados calor arriba y abajo, en una media hora habrá duplicado su volumen.
Una vez haya levado, espolvoreamos la mesa con un poco de harina y volcamos sobre ella la masa, con un rodillo la extendemos hasta dejarla más o menos con un centímetro y medio de grosor. Con la ayuda de un cortapastas redondo o simplemente con un vaso ancho cortamos discos de masa. La masa sobrante la volvemos a amasar, estirar y volvemos a cortar más discos hasta aprovechar toda la masa.
Dejamos los discos reposar una media hora.
Ponemos una sartén al fuego medio bajo, pintamos con un poquito de mantequilla toda la superficie y cuando esté bien caliente ponemos los panecillos sobre ella. Los dejamos hacer unos 8 minutos por cada lado.

Y listos!!!

De verdad que no pueden ser más rápidos y sencillos.

Quedan super tiernos, blanditos, están de vicio!

Aguantan perfectamente unos dos o tres días guardados en un taper. Para disfrutar de ellos tan solo tendremos que abrirlos a la mitad y tostarlos en la tostadora, quedarán como recién hechos!





Nos vemos el domingo con una nueva entrada del Asaltablog!

Espero que os animéis a prepararlos, os sorprenderán seguro.

Mil besos a todos! Muuuuuak

1 comentario:

  1. mmm q buena pinta, además parece no muy dificil y con poquitos ingredientes jeje
    a ver si me animo a hacerlos
    un beso

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...